RSS

Billete de ida (fragmento)

03 Ago

Había en su sonrisa la calidez de quien ha hallado un rostro humano entre la multitud, un gesto de solidaridad en el barullo de cuerpos que se cruzan y tropiezan, de gente que busca su tren con una expresión de desvalimiento en el rostro y la torpeza de la urgencia en el cuerpo.

¿Qué nos deparará la vida?. El brillante músico inglés Alan Parsons dejó escrito en su genial “Sagrada Familia”, pieza que abre el no menos maravilloso LP “Gaudí”:

¿Quién sabe dónde el camino puede conducirnos?, sólo un idiota diría;

¿Quién sabe si nos encontraremos a lo largo del camino?;

Sigue la estrella más brillante, como el valiente que se atreve;

¿Qué vamos a encontrar cuando lleguemos allí?

¿Quién sabe dónde los vientos nos harán volar?, sólo un idiota diría;

¿Quién sabe si alguna vez alcanzaremos la orilla?;

Sigue un sol naciente con los ojos que sólo pueden mirar fijamente;

¿Qué tipo de fuego nos quemará allí?, sólo un idiota diría.

¿Quién sabe donde el mundo puede llevarnos?, sólo un tonto diría;

¿Quién sabe lo que el destino pueden tener en la tienda?;

Sigue la luz de verdad por lo que nuestros ojos pueden ver;

¿Cómo deberíamos saber dónde puede ser? ¿Cómo deberíamos saber?…

Estas líneas son un fragmento del cuento “Billete de ida” del escritor y guionista Alfons Carrasco, de Mollet del Vallès (Barcelona) que forman parte de su nuevo libro “Cuentos Cortos II”, de próxima aparición y que tengo el placer y el honor de prologar. Con música, como siempre.

 

Llovía cuando llegué a la boca del metro, por lo que me apresuré a bajar las escaleras con cuidado para no resbalar y dar con mis huesos en el suelo. Algunas personas, como yo, seguíamos la misma dirección hacia las taquillas por el pasillo enlosado iluminado con una tenue luz. Era una situación casi mágica; podía escuchar la música de las pisadas que desprendían los zapatos y era devuelta como una suave canción acompasada con ritmo y me atrevería a decir que con melodía propia por el eco. Al llegar a la pequeña taquilla me surgió la gran duda, ¿valía la pena sacar billete?. Estuve durante unos segundos meditándolo, tanto es así que la taquillera me puso cara de pocos amigos y me miró de arriba a abajo con el billete recién cortado en su mano…

 

Anuncios
 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

2 Respuestas a “Billete de ida (fragmento)

  1. los tres cochinitos y el lobo feroz

    10/08/2012 at 16:16

    buenas acabo de enterarme de tu website y la verdad es que me parece excelente no sabia de mas personas interesadas en estos temas, aqui tienes un nuevo lector que seguira visitandote abitualmente.

     

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: